H.A.N.K Radio de noche, el mundo del delirio nuclear.

Un viernes, puede que no,  pero el día mas preciado de la semana, ese que con cara de pícaro, y de lentes ficha el sábado mientras duerme de a ratos hasta que se cumple el horario, los ojos soportan la luz solar solo con los vidrios oscuros de la razón. Nadando entre baches los recuerdos salen desde Mataderos, una nueva sesión de espiritismo radial y luego el juego con el joestick de goma, en alguna parte de la Paternal amanecida. La chicas quieren rock and roll, tienen pastillas y alcohol, el faso lo pongo. Esta también…

Por los años de vueltas y giras , afirmo que la comunión cumbia y descontrol, es amor. La fuente de la juventud. Vendito día de la semana que todo lo ilegal esta permitido. Los espectáculos siempre son acompañados por hermosas mujeres, como la dueña del bulín en Koglan. Dos morochas parecidas a una iguana… como el forro, pero sin el…Y es el aquelarre, después de muchas copas de champagne, gancia, vodka y sprite.

Cuando se juega con los palos de acrobacia, el mágico idilio es perder la circulación, equivocarse y caerse, para empezar de nuevo, en eso están las mujeres que se turnan para bailar, si alguien sabe el vals de la mujer copetín, es un servidor. Las voces son altas y las tetas divinas, todo apretado meneando las caderas, incendiando mis memorias. Aquellas negras divinas que me amaron…

Saludos a Jupiter. Entre el cielo y la cama, dentro de una habitación, sueñan las chicas con besos bastantes. Juegan a darse caricias, a comprenderse, a amarse sin pausa pero con la mayor de las ganas. Se hacen todo lo que pueden, sin pensar jamás que algo de eso bello se va acabar, o si, fuerte muy fuerte susurran, aa…

Los príncipes son los arlequines, que vuelan dentro de las botellas, vacías, una de mis amigas, saca el pastillero plateado, el que contiene los encantos de la química, la medicina, vuelan los cuartos. Preparados, listo, adiós amigos, adiós. Estoy con Eloin, silbando lo que tiene que sonar,  ahora estoy bailando con ellas masajeando sus locuras, con dedos desorbitados, en las oscuridades, dentro de la maquina que todo lo convierte en sexo, las bocas hablan el ambiente es el ideal. Las quiero. Desnudas, en sueños, en bombachitas de colores, en tetas, en cuatro, arriba y abajo, chupando. Gira, el elenco de la muestra, es perfecto, es la sensación de no estar mas, de querer salir a bailar pero adentro del corpiño, mírame, mis ojos no están en ningún lado. Y en una calabaza, un pelota con ruedas vamos rumbo desconocido para mi, con mi amigo, el flaco de mil batallas, otra ves en la lucha cuerpo a cuerpo, sillas, mas vodka una pelea disturbios en la azotea. Es algo, es como si me prendiera a darle besos en el cuello, en la oreja, y la pasta trabando, los mejores aspectos saludan sin irse, lejos de allí. La quiero, desnuda drogada, mirándome, señalando con el dedo, deslomándose en la cama, tomando mas y mas…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s